7 Razones para comenzar a comprar joyas de plata de ley 950 ó 925

En AZRIEL quisimos disipar mitos explicando 7 razones sobre el por qué deberías comenzar a comprar joyas de plata de ley 950 ó 925.

porque comprar joyas de plata 950

Algunas personas asocian la plata de ley con la frase “demasiado costoso”. En el otro extremo del escenario, algunas piensan que no es “buena calidad” por no ser oro puro, otros simplemente consideran a la plata como “joyería fina”. En AZRIEL quisimos disipar esos mitos explicando 7 razones sobre el por qué deberías comenzar a comprar joyas de plata de ley 950 ó 925.

Plata de ley: 95.0% de plata, 5.0% de otras aleaciones metálicas (generalmente de cobre), se empleada la joyería de lujo. Esta proporción puede variar a 92.5% de plata y 7.5% de aleación.

La plata de ley se usa en todo tipo de diseños imaginables, para crear estiletos que pueden ser tanto atemporales como modernos. Los diseñadores de joyas confeccionamos con este noble metal porque es la combinación perfecta de maleabilidad, belleza y durabilidad.

Ya sea que busques accesorios cotidianos o una pieza atemporal, probablemente siempre encontrarás joyas de plata de ley que parecen haber sido creadas a la medida de tus gustos personales.


porque comprar joyas de plata 950

1. Joyas que perduran en el tiempo

Cuando se cuidan correctamente, las joyas de plata de ley pueden durar toda la vida. Quienes compramos este tipo de joyería sabemos que sus piezas pueden verse exactamente iguales incluso después de cincuenta años y tal vez, puedan convertirse en reliquias familiares.

Para asegurarte de que tus joyas sean de la mejor calidad, debes comprar a empresas de diseño y fabricación reconocidas, y buscar los sellos: 950 ó 925, en los broches u otro lugar oculto de la pieza.

AZRIEL posee años de experiencia en el rubro y exporta exitosamente desde su tienda física en Perú a Chile y Estados Unidos (Amazon.com). Por favor visítenos Aquí!

La verdadera plata de ley 950 no es tan barata como las joyas bañadas en oro o el acero. El costo adicional sin duda vale la pena por la calidad y el valor de por vida de las joyas.

2. Al día con las tendencias

A cualquier chica a la que le guste estar al día con lo último en moda y accesorios, sabe que el ritmo de las tendencias en joyería puede ser galopante.

Afortunadamente, la popularidad de la plata de ley está garantizada. Los últimos estilos en joyería siempre incluirán plata 950 ó 925, incluso si las tendencias en el diseños cambian.

Recientemente, las gemas y los minerales sin cortar se han convertido en un elemento básico de los accesorios de primavera y verano. A menudo, esas piedras se colocan en plata de ley, para crear piezas de joyería de suprema calidad.

Tener algunas pieza de joyería de plata a mano en la rotación de tus accesorios es una forma de asegurarte estar siempre estilosa.

3. Opciones Infinitas

Debido a que la plata es un metal relativamente blando para trabajar, es fácil para los joyeros moldear y experimentar, lo que significa que constantemente hay nuevas creaciones para ofrecer.

La amplia variedad de diseños en plata de ley hacen que siempre se pueda encontrar una pieza (o treinta) que se adapten a nuestro estilo personal.

Ya sea que busque un medallón, una pulsera , un anillo o un colgante, siempre hay miles de opciones. Incluso las más leales compradoras de plata de ley nunca se limitan a las mismas combinaciones en sus atuendos, aquí la creatividad es clave. La innovación es constante. ¡Siempre habrá una nueva pieza en plata de ley 950 para incorporar a la colección!

4. Construir una nueva colección de joyas en muy poco tiempo.

Existen tantos diseño diferentes en plata de ley disponibles que facilita la construcción o actualización completa de una colección de joyas.

Uno de sus atributos más valorados de este metal es que: la plata de ley complementa a la mayoría de los metales, por lo que no hay que preocuparse por alguna mala combinación de tonalidades.

Del mismo modo, si lo que se busca una piezas única de alta gama, la plata de ley debería estar en la lista. Es el metal predilecto que los diseñaron utilizan para lanzar sus colecciones más creativos todo el tiempo.

Una de las grandes ventajas de la plata de ley es que no solo es popular entre los consumidores, sino también entre los diseñadores. A ustedes les encanta llevar puesto los últimos estilos que creamos los diseñadores, y los diseñadores estamos felices de seguir creando cosas nuevas. La joyería de plata de ley es una victoria para ambas partes.

5. Versatilidad.

La joyería en plata de ley es apropiada, no importa cuál sea la ocasión.

¿Embelleciendo un conjunto para una cena de gala? Plata. ¿Vestir un traje para una cena informal? Plata. ¿Reunión de trabajo? Plata. ¡Incluso podrías usar la misma pieza para ambas ocasiones!

¿Por qué? comprar joyas de plata de ley 950 ó 925 agrega un toque elegante a cualquier outfit. Su versatilidad se extiende incluso a cómo se ve con otros metales.

Tal vez desees agregar plata de ley 950 ó 925 a una colección que ya tenga muchas piezas de oro blanco o platino. No tiene que preocuparte que tus nuevas joyas no complementen tus atuendos como lo hizo la antigua colección.

Es más, puedes usar joyas de plata de ley con una pieza de oro blanco o acero y aún así crear un estilo armonioso. Las tonalidades son lo suficientemente cercanas para que no parezca que estás mezclando joyas. En su lugar, crearás una nueva imagen que es únicamente tuya.

6. Joyas Hipoalergénicas.

A diferencia de las piezas que están hechas de níquel, latón u otros metales básicos más económicos que pueden irritar tu piel, las joyas de plata 950 ó 925 de AZRIEL no contienen adiciones metálicas que pueden causar una reacción alérgica.

Las personas que son alérgicas a metales como el níquel y el latón pueden usar joyas de plata sin preocuparse. Esto es especialmente importante para los accesorios como los aretes, ya que pueden usarlos sin temor a que una perforación en el lóbulo se infecte.

Comprar joyas de plata de ley 950 ó 925 genera confianza, pues sabemos que nos veremos lindas y sin consecuencias negativas en nuestra piel más adelante.

7. Sencillo de conservar.

Tan hermosa como es la plata, muchas mujeres la han evitado en algún momento por un motivo: empañar u oscurecer.

Es decepcionante ver que una pieza favorita de repente se vea sucia o descolorida después de haber estado usándola por un tiempo.

Toda pieza hecha de plata puede llegar a deslustrarse, especialmente si no se usa con frecuencia.

Incluso si su joyería de plata se ve opaca, hay formas fáciles de restaurar su brillo original .

La mayoría de las tiendas las joyerías o tiendas de artesanía comercializan barniz o paños especiales para limpieza.

¿Estás Interesada en aprender más o comenzar tu propia colección de plata esterlina?

Visita nuestro blog para más post de estilo y moda.

joyas de plata de ley

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *